11 Ajaw 13 K’ayab (1 de marzo de 2015): Jolom Konob’ (Santa Eulalia), Guatemala. Entrega final.

11 Ajaw 13 K'ayab. Dibujo por Jorge Pérez de Lara.

11 Ajaw 13 K’ayab. Dibujo por Jorge Pérez de Lara.

Queridos lectores: nos hemos detenido en Santa Eulalia ya por bastante tiempo, siendo este el cuarto y último blog enviado desde ahí.

En la década de 1920, hace casi un siglo, los antropólogos causaron una sensación en el mundo académico cuando descubrieron que el calendario maya continuaba utilizándose en las remotas montañas de los Cuchumatanes, en Guatemala; esto, desde luego, no tenía nada de novedoso para los mayas mismos, quienes incorporan al tsolk’in y a los cargadores del año en sus vidas diarias.

Área de estudio de la expedición de la Universidad de Tulane en 1927, de The Year Bearer’s People (El Pueblo de los Cargadores del Año) (1931), de Oliver La Farge y Douglas Byer.

Área de estudio de la expedición de la Universidad de Tulane en 1927, de The Year Bearer’s People (El Pueblo de los Cargadores del Año) (1931), de Oliver La Farge y Douglas Byer.

Oliver La Farge volvió a Santa Eulalia en 1932, con el fin de concentrarse de manera específica en el calendario y poder así revelar al mundo exterior su mecanismo interno y las formas en que la gente lo usaba.

Cubierta de la Universidad de Chicago, publicación de 1947.

Cubierta de la Universidad de Chicago, publicación de 1947.

Actualmente, nos da un enorme placer poder decirlo, ya no hay necesidad de que sean extranjeros quienes externen sus puntos de vista y opiniones sobre “los mayas”: pues ellos hablan ahora por sí mismos. Los actuales líderes de Santa Eulalia invitaron al Grupo Sak Chuwen, un conjunto de epigrafistas mayas apoyados en parte por una beca de MAM, con el fin de que pudieran compartir su conocimiento de los glifos y del antiguo calendario con la gente local de Santa Eulalia. El grupo halló que los quemaderos aún funcionan, los kalpu sobre los que escribió La Farge en 1932 (p. 132): “Se llama kalpu a los quemaderos y a los espacios que hay ante ellos en la base de la Gran Cruz, en la que estos oficiales llevan a cabo su costumbre”.

Fuego en la base de la “cruz de costumbre”, un recuerdo a los ancestros y a la historia.

Fuego en la base de la “cruz de costumbre”, un recuerdo a los ancestros y a la historia.

B’alam Sotz’, líder q’anjob’al, recientemente recibió su bastón tras terminar un año de iniciación y en la actualidad es uno de los encargados del calendario, además de ser líder ceremonial.

B’alam Sotz’, líder q’anjobal, Santa Eulalia.

B’alam Sotz’, líder q’anjobal, Santa Eulalia.

Nos habla de manera directa sobre el significado del pay tzib’, la “escritura antigua”; sus palabras son poderosas:

“A jun kuyoj yib´antoq ko pay tzib’ yin q’inal eb’ ix q’opoj k’al eb’ naq achej, aton jun mitx’qab’ yet chi wolji el junilxa jantaq mulnajil aq’b’il kan ayon, axka tu chi jiok ko q’inal k’al ko kawil jikisal yin txolilal atala’ ko b’eyb’al. Kax chi k’oli ko jihonelteq jantaq yob’taq nab’alej chak’anteq jib’an yuj junoqxa b’eyb’alej man jetoq. Ah masanil junti ohqton michaj juj yetoq jantaq jelanilej k’al ab’ix tz’ibeb’il kan yin pay tz’ib yuj eb’ ko mamin k’al eb’ ko  chikay, axkatu ohqon ok yul jun b’e panan k’ax saq.

“Ah ko q’anej k’al ko b’isontoq yek’ sututoq yib’an q’inal aton ko pixan, kax aton jun tzet yetal ohqjakan ek’toq yul sq’ab eb’ juninal k’al eb’ chi tzaqloj tit jintaq, ta ayonti k’am chi jochej chi toj kan yin k’ayb’ank’ulal jun ko b’eyb’al ib’il ok yecheltax q’inib’i yul yib’an q’inalti. Yuj tu xin ayon ohqon ok sq’ab’ yaqanoq jun mulnajilti axka tu chi wolji eloq, yaqb’an chi b’ey ko mam k’u kax chi ek’ sututoq ko q’inal. Ta k’am ko q’anej, k’am ko b’eyb’al kax man joqtaqoq ko bisontoq yul yib’an q’inal ti majton ko txoxil makon txel kax k’aynaq, kamnaq ko pixan.”

(B’alam Sotz’, maya Q’anjob’al, Santa Eulalia).

“El estudio-enseñanza-aprendizaje de la epigrafía maya para la vida juvenil es la fórmula para la rearticulación, y reconstrucción del buen vivir de los pueblos desde su propia cosmovisión y descontaminar a la sociedad juvenil de un pensamiento colonizado y engañado, todo esto a través de las sabidurías y la historia que permanecía callado hasta ahora en este nuevo b’aq’in donde nuestras abuelas y abuelos aclara nuestros pensamientos y nos iluminan  presentándonos un camino blanco.

“El idioma y el conteo del tiempo es la esencia de lo que somos y es parte de nuestro legado a nuestras futuras generaciones si no queremos que esta gloriosa y milenaria cultura a la que pertenecemos no quede en el olvido. De tal manera que debemos ser piezas clave para que se conserve mientras camine el sol. Sin la preservación de nuestras costumbre y nuestro conteo del tiempo no tendremos identidad ni corazón.”

(B’alam Sotz’, maya Q’anjob’al, Santa Eulalia).

Pensar que la gente que trabajamos para MAM y Ustedes, nuestros lectores y contribuyentes, están jugando un pequeño papel en esta misión nos da un sentido de satisfacción imposible de expresar en palabras.

Dr. Bruce Love
Presidente
MAM (Maya Antiguo para los Mayas)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *